Naturaleza y Cultura Internacional Naturaleza y Cultura Internacional - Una pasion por la diversidad de la vida
Apoya nuestros programas! Inicio Nosotros Ecuador Peru Mexico Colombia Donanciones Galeria Contactenos
Por más que una década, hemos estado salvando los ecosistemas únicos y fortaleciendo las comunidades locales de los Américas.

Exitos

El sello de excelencia de las ONGs independientes es otorgado a ONGs que después de una rigurosa revisión han sido capaces de certificar, documentar y demostrar anualmente que poseen los más altos estándares de responsabilidad pública, y efectividad en sus programas y sus costos.

Suscríbase a nuestro boletín electrónico
E-mail:

 

 


 



Noticias Recientes

FORAGUA es un paraguas para proteger las fuentes de agua

Septiembre 2015

Diálogo con… Nigel Asquith, director de Estrategia de Fundación Natura Bolivia, ONG socia de Naturaleza y Cultura en ese país...

Hace una semana, en Catamayo, se realizó la Primera Escuela ARA en Ecuador, organizada por el Fondo Regional del Agua (FORAGUA) y Fundación Natura Bolivia -socio de Naturaleza y Cultura en ese país-, con el apoyo de la SENAGUA; Ministerio del Ambiente (MAE); Prefectura de Loja; Agencia Nacional de Regulación, Control y Vigilancia Sanitaria (ARCSA), y Naturaleza y Cultura.

Un ARA (acuerdo recíproco por agua) es un mecanismo por el cual usuarios de agua cuenca abajo hacen pequeños aportes colectados y administrados por entes locales, que se transfieren a agricultores o comunidades cuenca arriba para la compra de insumos que impulsen iniciativas productivas, a cambio de conservar ecosistemas críticos para la provisión de agua. El valor de los incentivos se decide participativamente entre todos los actores.

En dicho evento participaron 24 personas –delegados de sistemas de agua de las cuencas de los ríos Catamayo y Puyango, de Loja y El Oro, priorizados por la ARCSA, mayoritariamente-.

Nigel Asquith, director de Estrategia de Fundación Natura Bolivia (creada en 2003), quien también participó en este encuentro, brindó detalles sobre los ARA y la perspectiva de aplicarlos en Ecuador.

Afiche
Nacido en Liverpool (Inglaterra), Asquith es biólogo, con un Doctorado en Zoología y estudios en la Escuela de Gobernanza de la Universidad de Harvard (EE.UU.). Vive en Bolivia desde hace 10 años, y antes de ello también vivió en Ecuador

¿Dónde nacieron los ARA?
Empezaron en el 2003, en la cuenca Los Negros (Bolivia), donde seis campesinos cuenca abajo hablaron con sus compañeros cuenca arriba y acordaron apoyarlos con una colmena de abejas, a cambio de que conserven 10 hectáreas de bosque durante un año. Ese fue el primer trato.

Un acuerdo entre ellos mismos…
Exacto. Facilitamos el proceso, los apoyamos y los sentamos en una sala, para que discutan y lleguen a un trato. Lo importante es que fue un trato justo para todos, logrado entre ellos, y no depende del municipio, departamento o gobierno. Pueden hacerlo entre ellos nomás, lo que es mucho más fácil, barato y rápido, para trabajar desde abajo hacia arriba.

¿Por qué la Escuela ARA en Ecuador?
Hemos probado que el modelo funciona en Bolivia. Estamos en 35 municipios, donde 85 000 personas cuenca abajo apoyan con entre 10 y 50 centavos de dólar extras por mes, en su planilla de agua, a cerca de 4 000 personas cuenca arriba que tienen predios y ganado, para que compren colmenas, frutales, alambre de púas, manguera para riego o cualquier otro insumo que les ayude a diversificar o cambiar sus fuentes de ingreso por otras amigables con el medioambiente, pues creemos que proteger las fuentes de agua es una buena medida para retrasar el cambio climático. Al proteger el agua y los bosques, se constituyen fondos locales similares a los que hay en Ecuador -como el FORAGUA- que brindan un financiamiento a largo plazo para la mitigación y adaptación al cambio climático.

Entonces, hay 4 000 personas cuenca arriba y 85 000 cuenca abajo en 35 municipios, que han transferido plata y recibido insumos por unos USD 300 000 anuales, y que han firmado convenios para proteger 180 000 ha de bosque, aproximadamente.

O sea, unos 89 000 beneficiarios…
Prefiero llamarlos participantes o socios. Con el apoyo de RARE, trabajamos con Naturaleza y Cultura para establecer ARA en varias partes del sur de Ecuador (Zumba, en Zamora Chinchipe, fue el primer lugar). El modelo funciona en su versión ecuatoriana, que difiere un poco de la boliviana, pero respeta el mismo concepto. También tenemos un programa en Cuenca, con el apoyo de ETAPA.

¿En qué otros países de Latinoamérica se ha implementado el modelo?
En Perú, en unos cinco o seis sitios, con varios socios, y en Colombia también estamos trabajando con algunos socios.

¿Hay municipios donde hay más de un ARA?

Afiche
Parte de las 24 personas que participaron en la primera Escuela ARA llevada a cabo en Ecuador.

Depende del tamaño del municipio. En los 35 municipios bolivianos hay, más o menos, 1 500 convenios para proteger 180000 ha. Además, un ARA puede darse entre dos personas, comunidades, entre pueblos indígenas… Los actores varían y el concepto es flexible, pero debe ajustarse a la realidad local. Sabemos que en octubre de 2015 se establecerá el primer ARA en México, gracias a un participante que asistió a la Escuela ARA en Bolivia. Él aprendió el modelo, y ahora está de vuelta en su comunidad para implementarlo.
Natura sabe que no puede estar en todas partes, y por ello ha cambiado su estrategia, para realizar capacitaciones en otros países. De hecho, este evento es la octava versión de la Escuela ARA; hemos hecho siete en Bolivia, y estamos desarrollando un esquema de capacitación que está bastante avanzado. Hace unas dos semanas realizamos la séptima Escuela ARA, con 20 participantes: 12 de Colombia, Perú y Ecuador, y ocho de Bolivia.

Es decir, la de Catamayo es la primera Escuela ARA fuera de Bolivia…
Sí. Con Naturaleza y Cultura y el FORAGUA hemos visto que hay un gran potencial en el sur de Ecuador. La Constitución, las leyes y el aporte de la SENAGUA determinan una estructura de arriba hacia abajo, y el FORAGUA es un paraguas para proteger las fuentes de agua. En el nivel macro, la situación está bien organizada, pero desde abajo hacia arriba las juntas de agua están un poco sueltas, puesto que el FORAGUA no actúa directamente. Hay mucho que hacer para involucrar a las juntas de agua con la nueva normativa promovida por la SENAGUA.

¿Qué perspectivas presenta la Escuela para replicar más ARA en Ecuador?
Los ARA pueden complementar al FORAGUA, que maneja más dinero y está organizado legalmente, para incorporar a la gente desde abajo.

En Loja y de El Oro…
Empezamos aquí. El primer día de la Escuela, luego de oír a los participantes, que hicieron un mapa de sus cuencas y explicaron su situación, me di cuenta de que en Bolivia pasa lo mismo. La gran diferencia es que en Bolivia no hay organismos como la SENAGUA o el FORAGUA. Por necesidad, la gente se ha organizado entre sí, mientras que en Ecuador hay una estructura que presenta más ventajas. Sin embargo, el apoyo real aún está lejos de las juntas, aunque luego de escuchar a los participantes veo que hay muchas oportunidades, y no me sorprendería que en un par de meses algunos de ellos establezcan un ARA, porque, en verdad, es súper sencillo. El único concepto fijo es que los usuarios de agua deben apoyar a la gente que la conserva.

¿Quién administra los fondos?
En cada municipio, parroquia o junta es diferente. En Bolivia se involucra a los municipios, ya que no hay empresas municipales de agua, sino cooperativas de estructura similar a las juntas de agua, aunque en Bolivia son un poco más grandes, con el mismo concepto. Si en Bolivia los socios de la cooperativa deciden incrementar la tarifa del agua con el fin de destinar fondos para la conservación, eso es legal y ellos trabajan así, con la ventaja de que manejan su plata. El municipio viene más tarde para invertir más, pero el fondo tiene su base en la cooperativa de agua. Con las ventajas que tienen en Ecuador, estos fondos locales pueden ser incrementados por el FORAGUA o los municipios muy fácilmente. La clave de un ARA es la red local, manejada por gente local que utiliza su propio dinero, y cuando la gente de arriba –gobierno, donantes- ven estos esfuerzos locales, generalmente los apoyan con beneplácito.

 

 

 

Regresa a las noticias recientes

 


Inicio     |     Nosotros     |     Ecuador     |     Perú     |     México     |     Colombia     |     Donaciones     |     Galería     |     Socios

© Naturaleza y Cultura Internacional - Todos los derechos reservados
Espanol - English